lunes, 28 de diciembre de 2015

Mi tiempo



Un día raro, en una vida rara

creo estrofas en el aire

llevando las palabras de rara

procedencia a tus mejillas.



Llevo el diario dolor físico

al extremo único, enfermo,

abatido, con las palabras de

un ángel en mis oídos.



Caigo en una noche llego

en un minuto a lo mas bajo

que logre soportar...

Sin aire, ni agua.



Sirven en mi mesa los remedios

los acomodan, los meten en mi.

Yo solo pienso en tragarlos,

se que no queda tiempo para volar.



Una tarde rara creada por mi,

jamas seré mas que un millón

de raras palabras unidas

en el mas sublime poema de amor.










  




















Diego Hernán Raquita
29-12-2015 Buenos Aires, Argentina
COPYRIGTH 2015.- DERECHOS RESERVADOS DEL AUTOR.-